La boda de Ana y Curro

Hoy os quiero enseñar la boda de Ana y Curro en Zahara de los Atunes. Un lugar mágico con olor a mar del Sur.
En esta boda hay más protagonistas además de los novios, Darío y Gala, unos pequeños que dieron el empujón definitivo para que sus papás se dieran el “Sí Quiero” y acompañándolos hasta el altar.
Ana y Curro eligieron el hotel Varadero en Zahara de los Atunes para celebrar la boda, un hotel boutique situado a pie de playa con un destacado estilo balinés.
El día de la boda amaneció con lluvia así que tuvieron que optar por un plan B ya que su idea era celebrar la ceremonia en la misma arena, sin embargo se terminó celebrando en un coqueto jardín protegido de la lluvia, un claro ejemplo de que lo planeado puede ser cambiado en último momento sin perder la esencia que los novios querían transmitir.
Ana estaba radiante con un vestido de Begoña Pachón que completó con cinturón y peina de la diseñadora Ellen Mekiffer. El ramo de Cártamo Flores a juego con el de su hija Gala.
Curro con americana y pajarita (me encantan los novios con pajarita) y completó su total look con unas deportivas a juego con las de su hijo Darío.
Tras la ceremonia dio paso a un apetitoso cocktail pudiendo disfrutar de los detalles que Ana y Curro tuvieron preparados (sombrillas para ellas y sombreros para ellos) ya que durante la ceremonia se despejaron las nubes apareciendo un sol radiante.
Una boda con aires del Sur donde se muestran sonrisas y lágrimas de felicidad, emociones a flor de piel, una boda sin protocolo ni grandes tocados pero con detalles de amor y celebración desenfadada.
Fotografías: María Benitez

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Siguenos en: